De prototipo a producción, sólo el nombre (tercera parte)

De prototipo a producción, sólo el nombre (tercera parte)

Reunimos 30 modelos que tomaron su nombre de un concept previo, pero con muy pocos puntos en común con el definitivo.

En los últimos años se hizo bastante normal que los nuevos modelos sean anticipados por un prototipo que adelanta en mucho cómo será el diseño final.

Este concept puede tener un nombre en clave o directamente el que el modelo definitivo va a llevar una vez comercializado.

Pero hay algunos nombres de modelos de producción que alguna vez fueron utilizados en un prototipo (hay casos 20 años antes) que poco y nada tuvieron que ver con el que llegó a las calles.

En este tercera y última entrega agrupamos los que nos quedaron de Renault, más ejemplos de Nissan, Toyota, Citroën, Opel, Peugeot y Dacia.

Nissan Primera

Aunque pasó solo un año entre el Nissan Primera prototipo y el de producción, y ambos eran sedanes, el rupturista diseño del prototipo (y el clásico del que se vendió) lo hacen merecedor de su espacio en este listado. Uno es de 1989 y el otro de 1990.

Toyota Avalon

Avalon fue un inclasificable prototipo de Toyota de 1991. Lo más loco de este cabrio era que una vez detenido plegaba su parabrisas y su “capota” para ocultar el interior. El clásico sedán de producción con este nombre llegó tan solo tres años después.

Citroën C-Crosser

C-Crosser fue el nombre que Citroën utilizó para un extrañísimo prototipo de 2001, una suerte de C3 levantado con un sector trasero de diferente alto. La denominación fue rescatada en 2007 para el 4×4 gemelo de los Mitsubishi Outlander y Peugeot 4007.

Opel Insignia

El Insignia es de esos que tienen cierto grado de parentesco, porque ambos eran berlinas bicuerpo (la gama también tuvo en sedán), aunque el prototipo, de 2003, era mucho más grande, musculoso y lujoso. La versión final llegó en 2008.

Peugeot Hoggar

En una marca acostumbrada a los números, encontrar un nombre no parece tan fácil, porque Peugeot, para su pick up derivada del 207 Compact de 2010, recurrió a la denominación de un buggy conceptual de 2003 que, por supuesto, se quedó solo en un ejercicio de diseño.

Renault Wind

La del rombo utilizó el nombre Wind en dos modelos con cierto deportividad, pero pocas similitudes. El primero era un pequeño roadster de 2004 y el segundo una versión extraña versión targa basada en el Twingo que llegó en 2010.

Renault Zoe

Zoe fue utilizado por Renault para bautizar a su primer modelo eléctrico en 2011, pero antes usó ese nombre para dos prototipos: uno de 2005 y otro de 2009 (este ya con propulsión eléctrica), pero con un formato mucho más deportivo.

Citroën Cactus

Si bien el nombre completo es C4 Cactus, nacido en 2013, en 2007 hubo un prototipo que, salvo el tamaño, no guardaba muchas semejanzas. No tenía “cejas” de led ni airbumps en las puertas, mientras que las ventanillas delanteras eran corredizas.

Dacia Duster

Dacia adelantó su idea de meterse en los 4×4 con el prototipo Duster de 2009. Era una todo terreno coupé de agresivas líneas, de las cuales casi ninguna llegó al modelo de producción lanzado tan solo un año después.

Renault Kwid

Renault presentó el Kwid concept en 2014 para informar que se metería entre los modelos chicos con una especie de buggy de dos puertas y buena altura. El nombre fue utilizado, en 2015, para el más chico de los Renault fuera de Europa.

Autoweb
Autoweb
AUTOR
PERFIL

Noticias Relacionadas

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios aparecen marcados con *

Cancel reply